cabecera
Hemeroteca :: Edición del 19/06/2012 | Salir de la hemeroteca
24/151

El OJI insta a las familias españolas a fomentar el juego físico en sus hijos para reducir la obesidad

Última actualización 10/07/2012@13:59:39 GMT+1

El Observatorio del Juego Infantil (OJI) alerta sobre los escasos índices de juego de la población infantil española e insta a instituciones, centros escolares y familiares a promover el juego infantil para fomentar la actividad física y los estilos de vida saludables entre los pequeños.


El sendentarismo como estilo de vida actual ha desencadenado un índice de sobrepeso alarmante entre la población infantil. Por ello, los miembros del OJI aconsejan a los padres organizar adecuadamente el tiempo de sus hijos aportándoles más espacio para jugar y, además, apostar por el juego físico. Verano es la época idónea para ello, ya que los más pequeños disponen de más tiempo libre para jugar y pueden utilizar los juguetes que no han podido disfrutar durante el invierno debido a la falta de tiempo y espacio para jugar.

Sería para ello necesario habituar a los niños desde pequeños a jugar durante horas y acostumbrarles a compartir sus juegos con compañeros, ya que, como apunta Jaume Bantulà, Doctor en Filosofía y Ciencias de la Educación, Profesor de la Facultad de Psicología, Ciencias de la Educación y del Deporte en Blanquerna, de la Universitat Ramón Llul, “en el ámbito familiar se concede poca importancia al tiempo de ocio, y el juego infantil dentro de casa suele comportar poco gasto energético”.

Los niños deben conocer la importancia de participar en actividades físicas. Para Bantulà, “promover el juego tradicional comportaría una mayor socialización y más actividad física entre la población infantil. Se trata de recuperar lo que otras generaciones ya hemos tenido, el hecho de correr, saltar, perseguirse, etc., así como crear espacios de juego que potencien un mayor gasto energético en los niños”.

Bantulà también sugiere la necesidad de promocionar más la educación física en los centros escolares y replantear la dinamización del tiempo de ocio escolar en el paso de Primaria a Secundaria. En este sentido, sugiere que “es necesario dar una respuesta a todos los niveles. En el caso de la educación formal en las escuelas y no formal entre familias, ludotecas e instituciones.”

El OJI también incide en la necesidad de reducir el uso de los videojuegos y el tiempo de exposición a medios de comunicación electrónicos, ya que como apunta el estudio realizado por PAC Research&Education, Juegorama 2011, a partir de los 7 años se reduce la presencia de juguetes a favor de la electrónica, produciéndose un abandono prematuro del juego con juguetes a los 9 años.

La obesidad infantil está afectando gravemente a la calidad de vida de casi la mitad de la población infantil española. Un 44,5% de los menores sufre exceso de peso según el último análisis de la Sociedad Española para el Estudio de la Obesisdad (SEEDO), lo que nos situaría a la cabeza de Europa en obesidad infantil, sólo superados por Italia y Chipre (datos del estudio IDEFICS).

Por su parte, la American Academy of Pediatrics (AAP) ha creado un reglamento para evitar la obesidad infantil en el que destaca la importancia de fomentar el tiempo de juego tradicional desde el momento en el que los niños empiezan a gatear y a caminar. Según su Comité de Nutrición, los niños que pasan más de 4 horas diarias viendo televisión tienen un índice de masa corporal mayor, comparado con el de aquéllos que dedican menos de 2 horas diarias a la misma actividad.
¿Te ha parecido interesante esta noticia?   Si (0)   No(0)
24/151
Compartir en Google Bookmarks Compartir en Meneame enviar a reddit compartir en Tuenti

Comenta esta noticia



Normas de uso
  • Esta es la opinión de los internautas, no de Padres y Colegios
  • No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.
  • La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.
  • Tu dirección de email no será publicada.
  • Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.